El legado del 15M

Hoy se cumplen cinco años del ya mítico 15M. Comenzó siendo un día como cualquiera otro, para pasar a ser un de los días que han marcado la historia de este país.

No debe ser hoy un día de celebraciones o de efemérides, sino un día de reivindicación y de lucha. Dado que casi nada de lo que allí se demandaba se ha alcanzado aún.

Recuerdo perfectamente, como los acontecimientos se desencadenaban a toda velocidad a golpe de Tweet. Como los mass media autóctonos decidieron obviarlo durante los primeros días, mientras medios de todo el mundo asombrados,comenzaban a hacerse eco de la #SpanishRevolution Recuerdo como nuestra prensa y sus tertulianos primero ridiculizaban en un principio el fenómeno, para finalmente atacarlo.  “perroflautas”, “antisistema”. En realidad no entendían nada y siguen sin entenderlo.

No entendieron que aquello significaba una auténtica revolución pacífica que dió la vuelta al mundo, y que en buena parte es responsable de movimientos como Occupy Wall Street, y el actual “mayo francés” Nuit debout. No entendieron que la gente estaba harta de unas élites y unos políticos cleptómanos que no les representaban. “Que no, que no, que no nos representan”. No entendieron que aquellas reclamaciones no tenían nada de utópicas y si mucho de sentido común y de ético.

El 15M supuso mi renacer al activismo político y una segunda juventud de ilusión y de ganas de luchar por mi país. Fue para mi una escuela de democracia real y el principio de un camino en el que he ido encontrando a otros compañeros de viaje con los que compartir momentos de trabajo y lucha. Participé todo lo que mis obligaciones laborales y de padre me permitieron. Pero durante días desplazándome desde La Muela hasta la Plaza del Pilar de Zaragoza a participar en los apasionantes debates que se abrían, Incluso recuerdo los fines de semana, paseando con mi familia y tomando contacto con todos aquellos jóvenes que allí acampaban y que tanto nos estaban enseñando de política con mayúsculas. Entonces comprendí que un país con esta juventud, tiene un futuro impresionante.

Recuerdo que Cayo Lara trató de acercarse a este movimiento. No voy a entrar a valorar si lo hizo por interés partidista o simplemente por sentido común. Pero si recuerdo que allí estaba un joven Alberto Garzón, que por aquel entonces no era nadie en IU. Un tal Miguel Urbán y un desconocido Pablo Iglesias, al que luego seguí en su programa La Tuerka de Tele K y en Territorio Apache de Hispan TV.

También recuerdo una manifestación en la que un buen amigo común me presentó a Pablo Echenique, que por aquel entonces era un Científico autodenominado retrón, que escribía en un blog con gran dosis de ironía, cosas como “Ser retrón es una putada, pero si no tienes pasta es mucho mayor”

Poco a poco pareciera que la explosión y el empuje de los primeros días, las primeras semanas iba remitiendo. Se acuñó aquello de “Vamos despacio porque vamos lejos”. Y el debate se fue trasladando a espacios menores y más descentralizados. Aparecieron las “plazas” de barrio, de pueblo. Ágoras donde intercambiar ideas y opiniones con nuestros vecinos. Pasados ya unos meses parecía que aquello se desvanecía y que no había servido de gran cosa. Parecía que el régimen había ganado.

Pero en realidad el 15M había sembrado la semilla. En realidad el 15M vino para quedarse y nos dejó un gran legado:

  • Para empezar, nos despertó a un gran número de ciudadanos al activismo político descubriendo la verdadera belleza de la política de verdad. Que a partir de entonces ya no nos conformaríamos con una pseudo democracia de perfil bajo. Nos abrió a conceptos como Democracia radical, Democracia líquida, etc. Y que “o la política la haces tú, o vienen y te la hacen”.
  • Nos trajo la cultura de plaza, del debate respetuoso, del consenso, etc.
  • Nos dejó un decálogo de demandas, que a día de hoy siguen sin cumplirse:
    1. Cambio en la Ley electoral.
    2. Vivienda: Dación en pago.
    3. Sanidad pública, gratuita y universal y refuerzo de una educación pública y laica.
    4. Reforma fiscal.
    5. Eliminación de los privilegios de la clase política.
    6. Verdadera protección de las condiciones laborales.
    7. Listas libres de imputados, transparencia de las cuentas y financiación de los partidos.
    8. Desvinculación entre Iglesia y Estado.
    9. Cierre de las nucleares y promoción de las renovables.
    10. Recuperación de las empresas públicas privatizadas

“Si no os gusta el sistema, cread un partido y presentaos a las elecciones”.

Pues bien, en enero de 2014 se inició la andadura de Podemos, que a mi modo de ver bebía mucho de las fuentes del 15M. Movimiento asambleario que recuperó una vez más las plazas para el debate.

Llegaron las elecciones europeas y cinco de los nuestros, de esos que habían estado en las plazas del 15M se colaron en el sistema y fueron al Parlamento Europeo.

Luego vinieron las elecciones andaluzas y luego las autonómicas. Y de nuevo nuestros compañeros de ágora, se colaron en las instituciones. El caballo de Troya ya estaba dentro para quedarse.

En las autonómicas de 2015, se acudió con Candidaturas de Unidad Popular con diferentes denominaciones, Ganemos.., Ganar.., Ahora.. pero todas ellas tenían en común  mujeres y hombres salidos de las plazas. Se ganó en Madrid, Zaragoza, Barcelona, Cadiz, Santiago, A Coruña, Valladolid, etc.  Y finalmente, pudimos escuchar en numerosos plenos de investidura aquello de “¡Que si, que si, que si nos representan!”

No digo con esto que Podemos, IU, Equo, las Mareas y las Candidaturas municipalistas de unidad popular sean el 15M. No, no los son. Pero salvo IU, el resto proceden en gran medida de el y son un subproducto hecho herramienta electoral.

Y ahora, cinco años después, nos encontramos ante la posibilidad de ganar las últimas instituciones que nos quedan por conquistar para poder cambiar la sociedad y dar respuesta a esas reivindicaciones que desde el 15M se hacían. La mayor parte de ellas están recogidas en el programa de 50 puntos acordado para formar la coalición Unidos Podemos. Estamos a un paso para hacerlas realidad. ¿Os imagináis poder nombrar a Ada Colau Ministra de vivienda? Para ello solo tenemos que ganar estas elecciones en las que nos jugamos tanto. ¿Creéis que no se puede?

Yo digo que… SI SE PUEDE! SI SE PUEDE!…

Pase lo que pase ya hemos ganado, jaque mate

Admito ser un jugador de ajedrez del montón, pero aparte de un estupendo deporte intelectual, siempre me ha parecido una gran metáfora de las situaciones de la vida que implican el uso de la estrategia, como la guerra, las relaciones internacionales y la política.

Por poner un ejemplo, no puedo dejar de imaginar a Putin como un magnifico campeón de ajedrez que no cesa de dar una lección tras otra a otro campeón en horas bajas como es la actual administración Obama.

Sin ir más lejos recuperó para Rusia la península de Crimea sin un solo tiro. Ha jugado al gato y al ratón en el conflicto Ucraniano sin llegar a desencadenar un conflicto mundial. Frenó en seco y por medio de la diplomacia, en Agosto de 2015 el inminente bombardeo e invasión de Siria por parte de EEUU. En la misma Siria, se ha movido como pez en el agua y cuando llegó el momento más tenso, anunció una “retirada parcial” que frenó la escalada del conflicto a niveles de posible guerra mundial. Es decir, yo veo detrás de todos estos acontecimientos, una serie de jugadas maestras, donde está consiguiendo, en inferioridad frente a EEUU y la OTAN, defender sus intereses sin llegar al conflicto directo. Y pareciera, como si partida tras partida, fuera capaz de inclinar el campeonato de su lado.

Pues bien, desconozco si en las cabezas pensantes que lideran hoy en día la izquierda de este país, se juega del mismo modo, consciente o inconscientemente una partida de ajedrez contra las oligarquías. Pero no puedo dejar de ver un tablero de sesenta y cuatro casillas con piezas blancas y negras evolucionando en el.

Y en estos últimos días he llegado a la conclusión de que el aspirante “Unidos Podemos”, tras las tablas de la anterior partida, está ante la posibilidad de ganar.

De hecho, yo diría que ya ha ganado. Ahora mismo nos encontramos ante una jugada de cierre, dado que en el siguiente movimiento, se va a producir o bien un “jaque” o bien un “jaque mate”.

Explicaré la situación de la partida:

Escenario “Enroque” o de Gran coalición

El “alfil” PSOE acude en ayuda del rey (“El regimen) para hacer el enroque, quedando esa pieza fijada el resto de la partida.

La troika vendrá con sus 20.000 millones de recortes pendientes, control del deficit y nuevas “reformas del mercado laboral”.

El PSOE en esta jugada se sacrifica (Pasokización), ya que tras estos acuerdos quedará descartado como partido de izquierdas y quedará abocado a la irrelevancia. El rey quedará al descubierto y la jugada será de jaque.

En las siguientes elecciones, se producirá el verdadero jaque mate, ya que PSOE quedará reducido a la irrelevancia y el voto útil claro de la izquierda lo recogerá la coalición Unidos Podemos. Mientras que el PP verá imposible mantener su posición debido al desgaste parlamentario al que se habrá visto sometido, donde por fin una oposición de verdad le sacará todas sus vergüenzas.

Habrá que tener también en cuenta un factor demográfico, ya que cada cuatro años fallecen 800.000 ancianos, grupo de edad votante mayoritario del PP y se incorporan (800.000) nuevos jóvenes votantes, mayoritariamente votantes de Podemos e IU.

En este escenario por tanto no es difícil pensar en un resultado de mayoría absoluta para el frente de izquierdas.

Escenario “Muerte súbita”

Si el régimen comete algún error y Unidos Podemos, juega con astucia sus bazas, podríamos estar ante un jaque mate inesperado. Podría saltar la sorpresa y ganar las elecciones. Difícil pero no imposible. Hay que tener en cuenta que ambos partidos se manejan como pez en el agua dentro de las campañas electorales modernas, con gran capacidad de movilización de sus bases y  que en una campaña austera van a tener cierta ventaja. No olvidemos tampoco el efecto “Remontada” de Podemos en casi todas las campañas a las que se ha enfrentado.

Cabe una variante del primer escenario, que lo cambiaría por completo, llevando la jugada hacia el jaque mate súbito sin necesidad de esperar a nuevas elecciones.

Es algo que en ajedrez no existe, e incluso en la política real lo veo complicado pero no descartable. La única baza de supervivencia que le queda al PSOE, es cambiar de color. Pasar de alfil negro a dama blanca y por lo tanto sumarse a la coalición de izquierdas apoyando un gobierno presidido por Pablo Iglesias. Pero para ello, tendrían que dar un tremendo golpe de timón y deshacerse del lastre derechizador de los aparatos y barones del partido. Dando paso a caras nuevas provenientes del ala más auténticamente socialista.

Como podemos observar, en todos los escenarios el régimen oligárquico y cleptómano tiene los días contados, hablamos de meses o de cuatro años en el peor de los casos.

Por todo ello, mantengo que, pase lo que pase Ya hemos ganado!

Y vosotros, ¿qué opináis?

#unidos-podemos

Carta abierta a mis familiares, amigos y camaradas: “Unidos Podemos” – Por qué vuelvo a Podemos?

No cabe duda que nos hallamos ante un momento crucial de la historia de este país y de nuestras vidas. La repetición de las elecciones o segunda vuelta, según se quiera ver, representan desde mi punto de vista una nueva oportunidad para ganar la última institución democrática que se nos antepone, en pos de la transformación el estado. Parece como si los vientos de la historia estuvieran soplando en esa dirección. No en vano, el surgimiento del 15M francés  “La nuit debout”, el fenómeno Bernie Sanders en los EEUU, o Jeremy Corbin en Gran Bretaña así lo están poniendo de manifiesto.

Poco a poco se va conformando un contrapoder que acabará oponiéndose al poder de las élites, tanto en el estado Español, como a nivel global.

Antes de entrar en el tema que quiero exponer hoy, debo hacer una aclaración para todos aquellos que no me conozcan personalmente y que ponga en contexto todo lo que voy a explicar y la decision tomada.

Me defino ideológicamente de izquierdas, socialista en términos marxistas, no de PsoE. Y a la vez pleno defensor de los planteamientos de Democracia Radical frente a los sistemas de representatividad, a los que mal llamamos democráticos. Es decir, creo y aspiro a que seamos el conjunto de los ciudadanos los que tomemos las decisiones importantes de nuestro país y no estén delegadas, como ocurre actualmente. Esto pasa sin ir más lejos, en un país tan “bolchevique” como Suiza.

Una vez aclarado esto, y de nuevo para los que no estéis al tanto de mi trayectoria política, os cuento que participé casi desde los inicios en la creación de Podemos, dado que Podemos como concepto, representaba en gran medida todo aquello que defiendo. Y tras unos meses que parecían años, acabé siendo elegido en primarias como miembro del Consejo Ciudadano de Aragón dentro de la lista de Pablo Echenique.

Tras unos meses trabajando en el seno del CCA, en julio de 2015, tomé la decisión de dimitir del CCA y abandonar Podemos por diferentes cuestiones ideológicas que explicaré muy brevemente. Debo aclarar, que lo hice sin hacer ruido. Sin aspavientos y tratando de no dañar en la medida de lo posible a un movimiento al que tanto trabajo le había dedicado y en el que quedaban muchos compañeros por los que siento un profundo respeto.

Como ha explicado Echenique en estos días, sentí que Podemos tiró tanto del carro, en pos de convertirse en una “maquinaria de guerra electoral”, a mi modo de ver de un modo equivocado, y donde muchos quedamos atrás.

Los motivos principales de mi salida fueron:

  • Una deriva que nos alejaba de la calle y de la gente. Nos alejaba de planteamientos de democracia directa. Y una verticalización de la toma de decisiones, a mi modo de ver, excesiva.
  • Un vaciado de contenido y de funciones de los círculos, con la consiguiente pérdida de valiosos compañeros por el camino.
  • El habernos dotado de un modelo organizativo y de unos sistemas de primarias con listas plancha, propició el enrarecimiento del ambiente y una pérdida del espíritu de camaradería que nos caracterizaba al principio.
  • En definitiva, me veía incapaz de defender afuera, lo que a mi modo de ver no estábamos haciendo adentro.

Aún así y todo, mi coincidencia a nivel ideológico y de programa seguía siendo muy alta.

Participé casi desde los inicios en el movimiento para la confluencia, Ahora en Común, que luego derivó a la candidatura Unidad Popular. Candidatura por la que trabajé y apoyé en los comicios del 20D. Y en la que no dejé de llamar compañeros tanto a los integrantes de Izquierda Unida, Chunta Aragonesista como de Podemos.

Confluencia, que dicho sea de paso, no conseguimos en aquel momento que fuera plena, ya que como dice el gran Julio Anguita, “Entre todos la mataron y ella sola se murió”. Así que dado que estamos a punto de alcanzar esa confluencia en una segunda oportunidad, no es momento de hablar de culpables, sino de sumar.

Después he seguido colaborando y apoyando en la medida de mis posibilidades a los compañeros de Ganar La Muela y al equipo de gobierno municipal de La Muela (Chunta Aragonesista + Ganar La Muela + PSOE). Quiero decir con esto, que a pesar de dejar la “política activa” en Podemos, he continuado en la lucha del activismo de un modo u otro.

Mucho ha llovido desde mi marcha de Podemos, aunque en realidad tampoco ha pasado tanto tiempo, pero reconozco que he cambiado, que creo haber madurado políticamente y que quizás me precipité y no tuve la paciencia suficiente. Admito haber cambiado de opinión respecto a Podemos y creo que Podemos también ha cambiado y sigue cambiando en la dirección que muchos deseábamos:

  • Valoro muy positivamente todo el trabajo político que los compañeros Podemos está realizando en las Cortes de Aragón.
  • Valoro enormemente y he de reconocer que ha superado mis expectativas el trabajo realizado por los compañeros diputados de Podemos a nivel estatal en el Congreso de los Diputados. Me ha parecido una corta aunque intensa labor de oposición y en la que he sentido, “que si nos representan”. Así como valoro que se hayan mantenido firmes a nuestras convicciones y no hayan cedido a las presiones de pactar a cualquier precio.
  • Me llena de orgullo, ver al compañero y Diputado Pedro Arrojo, rendir cuentas a la ciudadanía aragonesa a nivel de calle, a nivel de plaza mejor dicho. Pedro, “tu sí nos representas”.
  • Por no hablar de los compañeros Eurodiputados, Miguel Urban y Lola Sanchez por nombra algunos, que se han batido el cobre luchando contra el TTIP y defendiendo a las víctimas del desastre y vergüenza humanitaria de los refugiados de Siria.
  • Reconozco que el proceso emprendido por Echenique como Secretario de Organización y parece que apoyado por Pablo Iglesias nos va a devolver a la senda perdida de la participación y la horizontalidad. Si se acaba cumpliendo lo que expone Echenique en el documento “#operacion-atarse-los-cordones” que presentó al Consejo Ciudadano Estatal, se va por el buen camino.

A este acercamiento entre Podemos y mis planteamientos se ha venido a sumar la chispa o detonante de que por fin parece que va a reinar la cordura, la sensatez y vamos a ver una coalición electoral que represente a los de abajo y que asuste a los de arriba, a las élites del IBEX-35.

Por fin, a muchos de nosotros no nos van a obligar a votar con el corazón partido y todos nuestros votos van a sumar escaños, dándonos la posibilidad de superar al PP de los “casos aislados de corrupción” y siervo fiel de la Troika.

Esto nos va a conducir a una campaña electoral en la que todos hacemos falta, IU, Podemos, Equo, Las Mareas, Compromis, Partido Animalista, espero y deseo que Chunta Aragonesista, movimientos sociales, etc. También todos los independientes, ex-podemitas, todos en definitiva. Hacen falta muchas manos y muchas cabezas. La ocasión es muy ilusionante, esperanzadora y lo merece.

Por todo esto, comunico, que vuelvo a ser militante de Podemos, vuelvo a casa, pero eso sí como militante de base, como infantería. Vuelvo, como Adrián Tello, Alcalde de La Muela, por Chunta Aragonesista suele decir, “a pico y pala”.

Por todo ello, estoy para lo que mis compañeros del Círculo de La Muela y de Podemos Aragón me necesiten.

UNIDOS PODEMOS!!!

#unidos-podemos

EL DESBORDE DE UNA MAREA

“Desborde”. Desborde se está convirtiendo en el término de moda en la política de estos días.
Desborde, confluencia, Unidad popular, Confluencia ciudadana, son términos que no dejan de sonar y sonar planeando sobre innumerables artículos desde el 24M a esta parte.

La cúpula de Podemos en cambio cierra esta posibilidad en banda, siempre que no sea aceptando con su marca y su liderazgo, alegando de este modo que “las puertas están abiertas para todo el mundo”. Eso en mi opinión no se llama confluencia, se llama integración o absorción.

No se llega a entender entonces que la cúpula de Podemos utilice Vistalegre como un cheque en blanco a la hora de tomar cualquier decisión o estrategia y que desde aquella asamblea quedara todo “atado y bien atado”. En cambio nos dijeron que “nada está escrito en piedra” y por tanto, no se entendería que no nos adaptemos a una nueva realidad siempre cambiante y que por tanto no tememos nuevas decisiones y estrategias.

Tampoco se entiende que los dirigentes de Podemos estén en cambio dispuestos a pactar confluencias en determinados territorios desde arriba, desde los despachos, alejándose de los mismos principios con los que se les ha llenado la boca y hurtando ese mismo derecho al resto del estado. Estableciéndose así, dentro de Podemos, territorios de primera y territorios de segunda.

Para que Podemos sirva para algo en estos momentos tiene que volver a los orígenes, tiene que ser desbordado, rebasado, envuelto, dejándose arrastrar por una auténtica marea de entusiasmo y participación. Una marea que sea diversa, integradora, amable, positiva y sobre todo que parta de la base y no de arriba.

Si Podemos no da ese paso, y se queda en la verticalidad actual, por defender una marca y un liderazgo en concreto, anulará sus propias posibilidades y se quedará a las puertas del triunfo. Puede tener un buen resultado, pero no le alcanzará para tener la posibilidad de cambiar este país. Porque si Podemos deja a un lado a sus bases y al resto de la gente, amparándose en la representatividad alcanzada, no logrará apasionar ni movilizar a una ciudadanía que de otro modo le puede ofrecer la victoria en bandeja.
Y no debemos olvidar, que Podemos salió para ganar y cambiarlo todo, no vino para perder o para ganar las migajas de unos escaños.

Llegados a este punto, mi visón de Podemos es como la primera fase de un carguero espacial que ha sido capaz de llegar a la estratosfera, pero que por si sola nunca podrá salir al espacio. Para ello necesita pasar a una nueva fase, adoptando otra forma. Y a mi modo de ver esa fase, la actual, se llama confluencia. Confluencia de la gente desde la base, confluencia auto-organizada por la base, con liderazgos surgidos o elegidos en común, y bajo la marca que se decida en común.

Para ello debemos partir de la experiencia de procesos municipalistas que tan buenos resultados han cosechado como Ahora Madrid, Zaragoza en Común, Barcelona en Comú, las Mareas Atlánticas y tantos otros ejemplos. Aprender de ellos y extenderlos a nivel provincial, para alcanzar procesos convergentes pero descentralizados. Procesos en los que los partidos no lideren nada, se echen a un lado y dejen que la gente fluya, la creatividad fluya, y se obtenga de este modo un empuje arrebatador. Si así somos capaces de hacerlo podemos desbordarles como una marea.
Vamos a demostrar que podemos recuperar la participación y el poder de ilusionar a la gente, antes y sobre todo después de las elecciones.

Por todo ello, hago mías unas palabras de Javier Gallego Crudo (Carne cruda):
“Hay que nombrar lo que no existe para hacerlo real. Para crear una nueva ilusión. Hay que hacer visible que ahora es el momento y que vamos juntos. Ahora en común. O como queráis llamarlo.”

ARAGÓN 2030

No no, este no es el título de una peli de ciencia ficción, en realidad es simplemente una reflexión de como veo yo Aragón para esa fecha, aunque suene un poco a “Blade runner”.

Como algunos ya sabréis vía redes sociales, formo parte del la lista de Pablo Echenique “Es la hora de Aragón” en las primarias que desembocarán el día catorce de febrero en la elección de un Secretario General y un Consejo Ciudadano para Podemos Aragón.

Pues bien, dado que esa lista se nutre de gente muy preparada y comprometida, ¿que aporto yo?

Humildemente, creo que aporto fundamentalmente tres cosas:

Compromiso político: Ya que todo el que me conoce dentro de la organización, sabe que abogo y reclamo poner en manos de la ciudadanía la política del siglo XXI y no la actual del siglo XIX. Conceptos como democracia líquida o 2.0, municipalismo, presupuestos participativos, grupos de intervención popular y en suma todo aquello que contribuya a empoderar a la gente, a toda la gente, forman parte de mi ADN político.

Compromiso con el medio rural: Puesto que fui elegido en uno de los caucus provinciales, por compañeros de diversas localidades de la provincia de Zaragoza. Adquirí el compromiso de representarles a ellos y llevar la problemática e iniciativas del mundo rural al Consejo Ciudadano de Aragón.

Economía del conocimiento: Trabajo desde el 96 en el sector tecnológico como diseñador web. Y estamos hablando de los inicios de internet en España. He aportado mi granito de arena en diversas empresas de Aragón, Madrid e incluso tuve una incursión internacional en Dublin, Irlanda. Y hoy en día trabajo remotamente desde mi casa (como Iñigo Errejon, por tanto estafo mi sueldo) para una compañía de software de Valladolid que desarrolla un producto puntero a nivel internacional. Tecnología totalmente made in Spain.

Padecí los efectos devastadores del estallido de la “burbuja .com” de 2001 que me pilló a contrapié con mi propia agencia interactiva recién creada en 2000 y a duras penas mantenida hasta 2005.

Actualmente pertenezco al colectivo Cachirulo Valley mayoritariamente compuesto por ingenieros y emprendedores del ecosistema startup.

Se que algunos por desconocimiento pensaréis que un diseñador web no es un perfil con un conocimiento amplio en tecnología y/o en la industria del sector. Pero os estaréis equivocando, ya que hoy en día se trata de un perfil altamente especializado y que requiere una altísima cualificación que no se adquiere por medio de ninguna enseñanza reglada. El diseñador web hoy en día tiene que manejarse en campos como la interacción usuario máquina, diseño de interfaz, y también tiene que saber programar. No en profundad, no hay que ser un hacker, pero si saber manejarse a un nivel suficiente que le permita trabajar en equipo, codo con codo, hablando el mismo lenguaje y usando las mismas herramientas que los ingenieros informáticos, de sistemas, de telecomunicaciones, etc.

Y ahora hablemos de de la industria del conocimiento:

“Se estima que 900.000 puestos de trabajo en Europa quedarán sin cubrir por no existir suficientes profesionales cualificados en TIC.”

Y probablemente la cifra sea mayor, dado que el Reino Unido ha estimado que de aquí a 2030 va a necesitar entorno a 700.000 programadores.

Por ello, tanto UK como Estonia y otros países nórdicos, han comenzado a impartir programación en la enseñanza primaria. Estos niños, cuando lleguen al instituto, conocerán además de dos o tres lenguas extranjeras al menos dos lenguajes de programación.

Y no hablamos solo de programadores, serán necesarios expertos en robótica, nanorobótica, aviación UAP (drones), etc. Son las profesiones del futuro cercano y presente. Nichos de oportunidad para desarrollar oportunidades empresariales en Aragón, con un potencial exportador tremendo.

Pero a más corto plazo, ¿porque no puede salir de Aragón una futura startup como Skype o Whatsapp o los mismos Facebook y Twitter?

Y es que además los negocios online, comercio electrónico, el tele-trabajo puede abrir unas posibilidades de desarrollo enormes al mundo rural. Para ello será necesario mejorar y reforzar el acceso a una banda ancha de calidad en toda la geografía aragonesa.

Por todo ello creo que es necesario desarrollar para Aragón un Plan estratégico de la economía del conocimiento con medidas a corto plazo, pero con vistas a un horizonte a quince años. El cual podría tener los siguientes ejes de actuación:

  1. Desarrollo de la industria del conocimiento como motor industrial y exportador y gran generador de empleo estable y de calidad.
  2. Potenciación de la formación continua de los profesionales bajo nuevos prismas metodológicos del siglo XXI.
  3. Planes de formación en programación, robótica, etc. en las aulas de primaria y secundaria bajo nuevos prismas metodológicos.
  4. Planes de alfabetización digital para personas mayores y en exclusión social.
  5. Desarrollo e impulso del Open Data. Dotando al ciudadano de las herramientas necesarias tanto para el control democrático y transparencia, como para la realización de cualquier gestión y/o consulta con la administración.
  6. Desarrollo, impulso y utilización de herramientas de democracia liquida y participación directa del ciudadano en la gestión de lo común.
  7. Potenciar e impulsar el acceso a una banda ancha de calidad en el mundo rural y en cada rincón del territorio aragonés.
  8. Planes de repatriación de “talentos fugados”, no solo para permitir a los aragoneses de este sector volver a su tierra, sino para poder sacar partido de su experiencia en en el exterior.

Estos planes serían diseñados por los agentes que están más en contacto con las ultimas tecnologías, metodologías y formación. Así como el impulso de acciones y planes basadas en la figura de voluntariado. Si alguien no sabe de que estoy hablando, le invito a que visite la web de Zagales Hacklab y podrá comprobar como el voluntariado de profesionales del sector esta comenzando a cubrir esa enorme laguna que del sistema educativo deja.

Toda esta visión, mi visión por ahora, se puede hacer realidad si se dan dos premisas; la primera es que “Es la hora de Aragón” sea la lista elegida y la segunda que mis compañeros del Consejo Ciudadano me confían esta tarea.

¿Creéis que se puede?
Yo creo que Podemos, Es la hora de Aragón.

La casa común

Una mañana de un domingo cualquiera, se escuchan gritos desde la cocina. Los hermanos discuten acaloradamente. Se diría que están a punto de llegar a las manos. Uno de ellos grita que quiere irse. Dice que no soporta la situación ni un minuto más. Que desde que fallecieron los padres las cosas han ido de mal en peor y ya entonces debería haberse marchado.
Otro hermano calla, pero en el fondo piensa lo mismo y esta un poco harto de ser el malo de la película. El hermano mayor cada vez grita más y más, algunos hermanos le jalean, otros guardan silencio.
Cuando mas desatada está la situación interviene el más joven:

“Calma hermanos, recordad que somos eso, hermanos. Seguro que podemos encontrar una solución donde podamos entendernos y convivir de algún modo.”

“Tengo una idea. Porque no en lugar de tirarnos los trastos a la cabeza y acabar cada uno por su lado, compartimos la casa de otro modo.”

“A ver Jordi e Iñaki siempre han querido vender su parte de la casa y marcharse de aquí”.
Carlos siempre ha querido que permanezcamos juntos, en la casa de nuestros padres mientras los demás asentíais pero callabais.
Pero Carlos, debes entender que a todos no nos tiene que encajar el mismo modelo de convivencia. Ya somos adultos y algunos de nosotros podemos querer tener independencia, formar una familia, etc.”

“Creo tener un solución que puede hacer que todos os sintáis cómodos.
Dividimos la casa en apartamentos independientes. Uno para Jordi, otro para Iñaki, otro para Javier, otro para Xuxo, uno más para Chesus y el más grande para Carlos y los que decidan vivir con el. De paso, como ninguno tenemos coche, hacemos otro apartamento y le proponemos al primo Joao que venga a vivir con nosotros. Hace tiempo que vive solo y es muy probable que le puede interesar.”

De este modo todos vivimos en la misma casa, pero de modo que si en algún momento alguien decide marchase por completo, puede vender su apartamento sin más explicación.
Pero pensad que de este modo, nos vamos a ver todos los días, nos prestaremos libros, el azúcar y lo mas importante, podemos seguir abrazándonos a diario. Incluso podremos ir a jugar al fútbol al patio de atrás soñando con jugar en el Barça y el Madrid como cuando éramos niños”

En ese momento, la disputa quedó zanjada dando paso en una conversación relajada en un desayuno relajado de un domingo relajado cualquiera entre Colacoao, tostadas y risas.

Un año después, en el buzón de aquella casa se podía leer “República Federal Ibérica”.

O PODEMOS lo hacemos entre todos o nadie lo hará

Primavera de 2015, En una apacible pequeña localidad, la gente acude a votar en una agradable y soleada mañana de domingo. Son las Elecciones Municipales y Autonómicas. ¿Pero que está ocurriendo? Los votantes se arremolinan ante las mesas repletas de papeletas de diferentes opciones políticas. Y lo que comienza siendo un murmullo, casi alcanza el nivel de algarabía.
“Esto es inadmisible.”
“¿Pero como es posible?”
“¡Que decepción!.”
“¿Que ocurre?” Pregunta un recién llegado.
“Pues que no hay papeletas de Podemos, ¡Esto es un timo! ¿Donde esta el presidente de mesa?”
“Un momento soy el presidente de mesa y tengo que aclararles que no hay papeletas de Podemos, porque no se ha presentado como candidatura.”
“¡Ya sabía yo que el coletas ese no era trigo limpio!”

Esta escena, es ni más ni menos ocurrirá en muchos pueblos y pequeñas localidades de toda España en las próximas Elecciones Municipales y Autonómicas.

¿Por qué os cuento esto? Pues muy sencillo. Aunque en mi blog no es la primera vez que me mojo en temas políticos , hoy doy un paso más y salgo del armario por completo. Aunque a los que me siguen por twitter no les sonará extraño.

Pues si señoras y señores, soy de PODEMOS. Y no solo soy de PODEMOS, sino que contribuyo a construir PODEMOS.

Y salgo a la palestra porque me doy cuenta de que aunque existe un gran auge y una enorme ilusión despertada en torno a lo que llaman mediáticamente el “fenómeno PODEMOS”, creo que la gran mayoría de esa gente que está deseando votar a PODEMOS, aún no se ha dado cuenta de lo que verdaderamente es.

PODEMOS somos las gente, gente común. No somos un partido político (sólo en términos legales y por obligación), somos la gente, la gente común ocupándose y tomando las riendas de la política. Aquí, no hay nada hecho. Nadie nos va a hacer nada. Todo está por hacer y lo tenemos que hacer entre todos. Y fijaos hasta que punto esto es así, que ahora mismo se está en proceso de elaboración de los estatutos (Documento organizativo). Y como digo, lo estamos haciendo entre todos. Cualquiera puede presentar sus propuestas o modificar las presentadas.

Todos tenemos que tirar del carro. Porque sino creas tu Circulo Podemos en tu localidad o barrio, o te incorporas a participar de el, por mucho que quieras votar a PODEMOS, no podrás. Si somos la gente y no nos presentamos, la gente no saldrá elegida. Así de simple y así de contundente.

Ayer participé en una de las reuniones semanales del Círculo PODEMOS de La Muela. Llevamos muy poquito tiempo funcionado, apenas unas semanas. En Facebook tenemos 39 likes y en el grupo de Whatsapp unos 14 personas. Pero a la reunión de ayer sólo asistimos 4 miembros. Y eso que al menos en La Muela tenemos Círculo PODEMOS, que en muchas localidades ni eso.

Yo estaba muy cómodo ayer en mi casa descansando, después de una semana de ir de culo en el trabajo. (A gusto eso si) Ni siquiera he sido capaz de sacar todavía tiempo para salir a correr. Y sin embargo, no voy a dudar en poner todo mi empeño y esfuerzo por hacer algo por el futuro de mis hijas y por el futuro de los hijos de todos los que viven en este país.

Como decía nuestro Eurodiputado Pablo Echenique la semana pasada en Heraldo, ¿como es posible que en un país con casi seis millones de parados, y otros tantos de trabajadores precarios, que trabajando no salen de la pobreza, sólo recojan las encuestas un 15% de voto indignado. ¿Donde está esa gente? ¿A quien vota esa gente? ¿Por qué no se organiza esa gente? En PODEMOS tienen la herramienta.

Pero esto, o lo hacemos nosotros, entre todos, entre la gente, la gente común o nadie va a venir a hacerlo por nosotros. Si no te presentas, si no trabajas por ello, no esperes poder votar a PODEMOS. Se ha demostrado en las últimas elecciones, que poder PODEMOS, ¿pero queremos?.

Se que esta tribuna desde la que escribo es muy bajita y llega a muy poca gente, Pero aún así, si me estas leyendo y no estas podrido de pasta, y te importa lo que les pasa a las personas que hay a tu alrededor… ¡Ven a PODEMOS!, ¡¡Ven a hacer PODEMOS!!

Nota 1.- Si te he convencido, busca el Círculo más cercano o crea uno. Aquí tienes información al respecto:

Nota 2.- Si no te he convencido pero simpatizas, o no tienes muy claro si simpatizas con PODEMOS, a la hora de votar recuerda, que PODEMOS no somos un partido político, somos la gente, la gente común ocupándose de la política. Porque si la política no la hacemos nosotros, vienen y te la hecen.

Maratón

Persigue tu sueño y sé felíz

Hola amigos. Aunque hace ya demasiado tiempo que que no escribo en mi blog y lo tengo demasiado abandonado, creo que hoy me mueve una razón muy poderosa para hacerlo.

A lo largo de mi vida he sido una persona que siempre ha perseguido sus sueños y más o menos casi siempre los he alcanzado. Hoy soy de esas personas afortunadas que pueden decir “si, soy felíz”.

Tengo una compañera y dos hijas que ni en mis mejores sueños imaginé. Vivo en un pueblo, como siempre soñamos Marta y yo. Trabajo en lo que más me apasiona, ese mix de arte, tecnología y camino iniciático que para mi representa el diseño y la programación web. Siempre desee trabajar en otro país y vivir ese tipo de experiencias y lo conseguí gracias Paolo Dona y Víctor Martínez. Ahora tengo la fortuna de trabajar en una empresa, Codice Software y con un equipo que me valora y lo demuestra cada día. Un equipo en el me siento muy a gusto y por el que voy a dar todo lo que esté en mi mano para alcanzar el objetivo común. Además, trabajo desde casa, viendo crecer a mis hijas y estando cerca de ellas cuando me necesitan. Gracias Pablo Santos. Como no voy a ser feliz?

Pero bien, no me he lanzado a escribir un post moñas para decir lo feliz que soy. Esto simplemente era el preámbulo para poneros en contexto. Aún tengo un sueño por alcanzar (de momento).
Desde mis tiempos jóvenes arrastro una lesión en la zona lumbar que me hace tener una discapacidad de 33%. Esta me ha dado numerosos achaques especialmente lumbagos y limita la fuerza de mis piernas. Digamos, que aunque no se me note, soy un “cascao” como dice Pablo Echenique, o para ser justos, un semi cascao al 33%. Aún así y todo, como siempre me apasionó correr, un día con 39 años, decidí intentarlo, me calcé las zapatillas y volví a correr.

Me fue estupendamente. Bajé 22kg de peso en un año, corrí una 10km a los tres meses, la Media Maratón de San Sebastián a los seis meses. Y tras ello, me dije, porqué no una Maratón, una de las gordas, 42km”. Solo de pensarlo me caía la baba. Y en 2008 el mismo año que nació mi hija Ixeya y yo cumplía 40, atravesé la meta de la Maratón de Zaragoza, escoltado por mis dos hijas, Lena con 9 años y la peque recién nacida en el carrito.
5:26. Uno de los hitos de los que más orgulloso me siento y uno de los días más felices de mi vida. (Ese año doblete).

Seguí corriendo y empezaba a plantearme retos mayores. Pero sobre todo disfrutaba muchísimo corriendo, disfrutaba entrenando. Eso domingos de tiradas largas por el campo…

Pero un día recaí de mis dolencias lumbares y me tiré prácticamente un año en la cama con lumbalgia crónica hasta que por fin me operaron y solucionaron el problema. Al menos funcionalmente. Desde entonces ya no he tenido mayores problemas más allá de alguna lumbalgia esporádica de un par de días o tres.
Eso sí. Los médicos me recomendaron dejar de correr. Al menos durante un tiempo. A pesar de ello, recuerdo a un traumatólogo que me dijo “Correr no es el mejor deporte que puedes hacer, pero no hacer nada y ganar peso es mucho peor para tu espalda que correr”.

Hace un año, antes de marchar a Dublin, me dieron el “alta médica” por así decirlo para volver a correr. Una vez instalado en Dublin, comencé a caminar-trotar poco a poco y fui capaz de salir a correr 30-40 min dos-tres veces por semana. Pero no logré “engancharme” de nuevo y no fui muy constante en ello, a pesar de que las sensaciones no eran malas. Llegó el invierno, noté molestias en la espalda y paré.

Desde entonces hasta hoy, nada. No he vuelto a ponerme las zapatillas. No imagináis lo que hecho de menos correr, la rutina de los entrenamientos, las tiradas largas de los domingos, el tiempo que deja para pensar, para estar contigo mismo.

Ayer se celebró la séptima Maratón de Zaragoza y recordé mi “hazaña”, recordé la llegada a meta con mis hijas, recordé los días de entrenamiento, las tiradas largas de los domingos…

Y sí, he decidido perseguir un nuevo sueño y ser aún más feliz si cabe. Si amigos, lo he decidido y lo hago público para que no quepa echarme atrás. Voy a correr la Maratón de Zaragoza de 2014 y lo voy a hacer público. Voy a ir contando, semana a semana mi experiencia, mis logros, los problemas que surjan, etc. Colgaré fotos también y datos de la evolución de mi peso y mi forma física. Dispongo de una año para prepararme, !pero hay que empezar ya!.

Esta aventura que emprendo la dejo abierta para todo aquel que quiera acompañarme en ella. Y si os animáis, en 2014 podemos cruzar juntos la meta. Yo ya lo hice y se puede. Y eso teniendo en cuenta que soy un semi cascao al 33%. Tú, con más motivo puedes lograrlo.

Por último, quiero deciros que hacerlo, o al menos intentarlo, me va a ayudar a crecer como persona, a ser mejor persona, a tener una mente más clara, a trabajar mejor día a día.

¿Te animas?

Me declaro anitisistema

Lo siento David, pero abandono tu bando. Adjuro de la partida #weareatwar. Y no porque no esté de acuerdo contigo, sino porque ya no tengo paciencia para hacer una guerra tranquila, optimista y de cara amable. Los últimos acontecimientos aparecidos en prensa (y lleva días goteando) son la gota que colma el vaso. Por si todavía alguien aún no se ha entreado o no se quiere enterar os lo dejo en dos sabores, en rojo y azul: El país y El Mundo

A partir de ahora voy a hacer la guerra a cara de perro, como se han hecho siempre las guerras. Porque no olvidemos que no ha habido conquista social que no se haya conseguido con lucha. No digo con esto que ahora me tire al monte y crea en la violencia (aunque a veces dan ganas), sigo creyendo en la lucha no violenta, en la desobediencia civil y en Gandhi.

Y es que sí, ahora ya me declaro ANTISISTEMA, porque ya no quiero este sistema que benefia a los delincuentes. Este sistema que que antepone el dinero a todo lo demás. Este sistema que hace negocio del hambre, la tortura y la muerte. Y por tanto si ir contra este sistema es ser antisistema. Yo soy antisistema.

Porque sencillamente estoy HARTO, no aguanto más.

  • ¿Que más debemos esperar para plantarnos ya de una vez y decir BASTA?
  • ¿Vamos a dejar tirar por la basura por una panda de delincuentes, estafadores, mafiosos, cínicos y embusteros todos los logros que a nuestros padres y abuelos les costaron sangre sudor y lágrimas?
  • ¿Que futuro vamos a dejar a nuestros hijos?
  • Porque no estoy dispuesto a ver morir a un familiar en la puerta de un hospital porque no tengo dinero para pagar.
  • Porque no estoy dispuesto a que llegue el momento en que mis hijas no puedan estudiar lo que deseen, simplemente porque no tenemos dinero para ello.
  • Porque no estoy dispuesto a trabajar de sol a sol por una comida.
  • Porque no estoy dispuesto a salir de España y sentir vergüenza de mi país.
  • Y sobre todo, porque no estoy dispuesto a ver a mis hijas trabajando en los burdeles de Eurovegas donde quemaran nuestros billetes de quinientos euros esta pandilla de sinvergüenzas.

Por todo ello, me declaro en guerra. Me declaro en rebeldía, me declaro en desobediencia civil. Y sinceramente, a partir de ahora no sé por donde seguir. No me considero preparado ni con el carisma necesario para liderar nada. Pero estoy dispuesto unirme a ti, a todos los que compartan este sentimiento conmigo y entre todos descubrir cual puede ser el camino a seguir.

De momento, SI quieres hacer algo más que protestar en soledad, te invito a acompañarme a pasear por Gran Vía 9 en Zaragoza a partir de la 8:00 de la tarde. Y pedir a todos los que aparecen en los documentos de Bárcenas que se vayan.

En cualquier caso que esto es algo que deberíamos hacer cada día hasta que se vayan. Y sino recordad el ejemplo Islandés. Por lo tanto, yo estaré esta tarde a las 8:00 paseando por allí. Si queréis charlar de todo esto conmigo, allí estaré.

PÁSALO!

Nota.- Me he permitido ilustrar este post con una ilustración de mi amigo Javiroyo que lleva años denunciando este tipo de cosas en sus comics, desde los tiempos de La cebolla asesina

Javi, no te he pedido permiso, pero estoy seguro que no te importa… 😉

VÍDEOS DE INTERÉS:

Tor mundo e güeno

Hola amigos, tras un mes ajetreado de búsqueda de nuevo destino y proyectos varios en los que estoy participando, estoy de nuevo aquí para ofreceros una nueva entrega de las aventuras de este CSSamurai.

En primar lugar quería daros a todos y cada uno de vosotros las gracias por la aunténtica avalancha de ofrecimientos de todo tipo, posibles curros, contactos, proyectos en modo freelance y otras colaboraciones. Y esto no hace más que demostrar mi convencimiento que todo el tor mundo e güeno hasta que no se demuestre lo contrario y que las excepciones, no hacen sino confirmar la regla. Pero este es otro tema que dará para un nuevo post.
Como os decía, tal ha sido la avalancha, que por momentos me he visto desbordado y me ha sido muy difícil atender a todos con la atención que merecían.

La avalancha de curro freelance tampoco ha sido “moco de pavo”, y he tenido que lidiar con proyectos web y de identidad corporativa, sacando horas de donde no las había. Al menos uno de ellos ya ha visto la luz, y espero que haya sido un éxito para los amigos de Salenda, se trata de la gran iniciativa de Escuela de Groovy Bootcamp 2013, de la que he disfrutado un montón diseñando el logo, folleto y landing page. Y es que cuando trabajas con la libertad y confianza que me ha dado Álvaro Sanchez, al final se nota en el resultado.

Bueno, y para no desviar el tiro de este post, ya que me estoy “yendo por los cerros de Irlanda”, os hablaré de como ha sido el proceso de búsqueda de empleo, entrevistas, etc. Porque es que ya no me acordaba de la cantidad de curro que da la búsqueda de curro. Y la ansiedad que sientes cuando pasan los días y ni atas ni desatas.

El caso es que como os conté, decidí regresar un mes mas a Dublin a intentar encontrar trabajo allí o Londres en su defecto. Aunque por comodidad de no tener que mover la casa de nuevo, preferia Dublin, las cosas como son. España no me lo planteaba por el momento.

Poco a poco comencé a tener entrevistas. La primeras en Dublin realizadas por recruiters profesionales, para luego ya pasar a hacer un par de entrevistas directamente en empresa. También tuve un par de entrevistas por Skype con startups de Londres, Berlin y España.

La verdad es que en las entrevistas me fuí encontrando mucho más comodo y suelto con el inglés de lo que esperaba. A ver, con mis limitaciones e incorrecciones (inglés de Tarzán) a la hora de expresarme pero suelto, desenvuelto y cómodo. Creo que mi CV, porfolio y sobre todo ser esa especie de mix entre diseñador y front developer (CSSamurai), causaban gran interés, pero era evidente que mi nivel de inglés representaba un lastre en algunos casos.

Pero poco a poco van pasando los días y nada se va concretando (a excepción del gran interés puesto en mi por los chicos de Plastic SCM, Codice Software). A esto añadimos una noticia inesperada a nivel familiar (nada grave, pero si serio), cambiando por completo el panorama y haciéndome recolocar las piezas y pensar que va a ser mucho mejor trabajar en España, cerca de los míos. pasan unos pocos días y se materializan tres ofertas más, que junto a la de Plastic SCM, hacen que mi baraja de opciones sea la siguiente:

Sum Up me ofrece un puesto muy interesante y con un salario muy bueno, en una startup pujante, pero en su sede de Berlin, lo cual no me encaja mucho, ya que lo que me faltaba a mi, tener que aprender ahora Alemán.

Globoforce, con sede en Dublin, proyecto interesante y empresa muy gorda, pero el salario no entra dentro de lo que yo necesito para vivir en Dublin y mantener mi casa en España.

MyBuilder.com, startup con sede en Londres, proyecto muy interesante, gran interés en mi, pero la primera oferta económica me parece un pelín baja para poder vivir en Londres. Me proponen hacer una entrevista face to face y día de prueba allí con ellos y si lo demuestro, están dispuestos a pagarme más de lo inicialmente hablado.

Plastic SCM, Startup española con sedes en Valladolid y San Francisco. Desarrollan un producto muy interesante, me ofrecen trabajar en remoto desde mi casa. El salario me lo pongo yo, y no les pido más que lo mismo que estaba ganando en España antes de mi aventura Dublinesa, ni más ni menos, ni menos ni más.

Con todo esto toca tomar ya una decisión, ya que nos acercábamos al final de mes, mi familia iba a llegar el 24 a Dublin a pasar cuatro días de turismo, y una de dos, o me quedo definitivamente en Dublin (o Londres) o regreso a casa con ellas definitivamente.

And the winner is: Plastic SCM. Y eso que los de MyBuider, Londres, han estado hasta hoy mismo insistiendo en que viajara a Londres a conocer su empresa y trabajar con ellos un par de días pagándome incluso el viaje, hotel, etc. Pero es que al final han pesado dos factores principalmente:

  • El gran cariño y empeño que Pablo Santos pone en mi contratación, las facilidades mostradas y el proyecto en sí, el cual me han vendido muy bien. Mi palabra ya estaba dada desde hace unos días y no me parecía ético dar marcha atrás.
  • La cuestión familiar. El poder estar cerca de mis hijas, especialmente la mayor, en los próximos meses no tiene precio.

Por todo ello, al final me incorporaré al equipo de Plastic SCM el próximo lunes 4 de febrero en su sede de Boecillo, Valladolid. Trabajaré allí codo con codo con ellos, especialmente con Pablo, durante cuatro semanas, para habituarme a la empresa y hacer un poquito de “team buiding” y luego a trabajar desde casita.

No puedo cerrar este post sin dar las gracias a todos de nuevo y muy especialmente a:

  • Jaime Buelta, que me proporcionó varios contactos en Dublin que dieron fruto a sendas entrevistas, entre ellas las de Sum Up y Globoforce. Y todo esto sin conocernos previamente en persona.
  • Teresa Oliver, que me proporcionó el Tweet donde comunicaban la oferta de Plastic SCM.
  • Elena Madrigal, que me avisó de una interesante oferta en Nokia donde ella trabaja, pero que al final no pude aprovechar, porque a lo que tuve convenientemente actualizado mi portfolio, ya habían retirado la oferta.
  • Y una vez más a Victor Martínez mi excompi en Homestays Manager al que voy a echar muuucho de menos.

Por último no puedo negar, que me da un poco de penita, dejar Dublin ciudad a la que siempre voy a llevar en el corazoncito por lo bien que me ha tratado. Creo que en unas semanas esto dará pie a un nuevo post “Morriña irlandesa”.

Así que, amigos, a partir de ahora, ya que este post lo escribo desde Zaragoza, voy a estar una temporadita larga al menos por aquí dando un poco de mal a la comunidad cachirulera… 🙂